Porción servida vs porción estándar: Todo lo que necesitas saber

En publicaciones pasadas hemos habladosobre la importancia de enseñar a los/as niños/as sobre nutricióncomo una forma de animarlos a comer de manera saludable y de promover su competencia. En esta publicación hablaremos sobre una idea específica en nutrición que es útil que las mamás y los/as niños/as conozcan, y se refiere a la idea de porciones servidas y porciones estándar. Vamos a explicar la diferencia entre las dos, hablaremos sobre por qué son importantes y te compartiremos algunas formas fáciles para estimar estas porciones en casa. 

 ¿Qué es una porción estándar importante que es una porción servida?   

Una porción estándar es un tamaño definido de algún alimento o bebida. En alimentos empaquetados tales como galletas, cereal o pasta, la porción estándar se encuentra en la etiqueta nutrimental. Usualmente se mide en tazas, onzas o cucharadas.    

Una porción servida se refiere a la cantidad de alimento que se sirve en un plato para comer. Es importante tener en cuenta las porciones servidas porque te ayudan a reconocer mejor la cantidad adecuada de alimento para servir a tu hijo/a. Las porciones servidas cambian de acuerdo a la edad de los/as niños/as, pues tienen necesidades nutrimentales diferentes en distintas edades. Consulta este recurso de MyPlate.gov.

Las dos porciones se unen pues la porción estándar puede ayudarte a entender de qué tamaño es una porción servida saludable. Piensa en las porciones estándar como guías para las porciones servidas. Algunas veces, la porción estándar será exactamente del mismo tamaño que una porción servida. Otras veces, la porción servida debe ser menos o más que la porción estándar. Esto depende de la edad, género y nivel de actividad física de los/as niños/as. 

¿Por qué son importantes la porción estándar y la porción servida?  

Foto de MyPlate.gov

La porción estándar puede ser útil para ayudar a entender cómo es una porción servida saludable. Piensa en las porciones estándar como guías para las porciones servidas. Algunas veces, la porción estándar será exactamente del mismo tamaño que una porción servida. Otras veces, la porción servida debe ser menos o más que la porción estándar. Esto depende de la edad, género y nivel de actividad física de los/as niños/as, ¡igual que con los adultos! En última instancia, las dos porciones con importantes como guías saludables para entender mejor no sólo qué estás comiendo, sino cuánto estás comiendo, pues comer en exceso (tanto en niños/as como adultos) puede generar problemas de salud si ocurre frecuentemente.  

Empieza por ver la etiqueta nutricional 

Para saber cuál es la porción estándar de algún alimento, comienza por ver la etiqueta de datos nutricionales en el empaque. Si bien hay mucha información buena en esas etiquetas, comienza por ver la parte superior y lea el tamaño de la porción estándar. Esto es especialmente útil para refrigerios o bocadillos, como palomitas o galletas, pues las etiquetas de datos nutricionales suelen indicar exactamente la cantidad incluida en la porción, lo que facilita contar la cantidad correcta para tu hijo/a. En lugar de servir un recipiente con palomitas o galletas y dejar que tu hijo/a lo coma, revisa la porción estándar primero para tener una idea de cuánto es una porción saludable.   

¿Cómo sabemos cuáles son los tamaños adecuados de las porciones? 

La porción estándar es diferente según los/as niños/as y sus edades. Esto quiere decir que niños/as más grandes usualmente necesitan más alimento que niños/as más pequeños/as, y un/a niño/a que es activo/a y practica muchos deportes puede necesitar más alimentos para tener energía en esas actividades. En cualquier caso, un buen lugar para comenzar son lasrecomendaciones de MyPlate. Estas llenar la mitad de tu plato con verduras/vegetales y frutas; la cuarta parte con granos enteros/ cereales integrales;  la cuarta parte con proteínamagra, así como tomar agua natural como bebida. MyPlate es útil pues brinda una guía visual sobre cómo se debe ver un plato saludable en general. Lo genial de MyPlate es que es una herramienta para comer saludable a cualquier edad, lo que significa que  ¡sirve para toda la familia! 

Utiliza tazas medidoras 

Foto de Pixabay por Silvia Rita

Cuando empieces a aprender sobre porciones, las tazas medidoras pueden ser útiles o  to para mostrarte exactamente cuánto es una porción estandarizada, ¡y también es divertido cuando los/as niños/as juegan con ellas! Usar tazas y cucharadas medidoras es una buena forma para que los/as niños/as aprendan contigo a entender las porciones estándar y las porciones servidas. 

Pero no te preocupes, ¿no tienes tazas medidoras? ¡No hay problema! 

Existen también algunas ideas generales sobre cómo se ven las porciones estándares para que puedas identificar porciones adecuadas sin las herramientas medidoras. Algunos objetos del hogar pueden ayudarte a ti y a tu hijo/a a calcular las porciones sin necesidad de usar tazas medidoras. Mira algunos ejemplos útiles abajo:  

  • Una pelota de tenis tiene aproximadamente el mismo tamaño que media taza de pasta o arroz. También es una buena forma de elegir una porción estándar de una manzana o una naranja. 
  • Una baraja de cartas corresponde aproximadamente a una porción de 3 onzas (90 g) de carne, como pollo o carnes rojas. 
  • Una pelota de beisbol tiene aproximadamente el tamaño de una taza, lo que corresponde a una porción estándar de frutas y vegetales/verduras crudas. 
  • Una pelota de pingpong es alrededor de dos cucharadas de mantequilla de cacahuate/maní (peanut butter), lo que corresponde a una porción estándar. 

Sobre todo, enseña a tus hijos/as a escuchar sus cuerpos 

Las porciones estándar pueden ser unas guías útiles, y es una buena idea estar consciente de las porciones servidas. Pero sobre todo, es importante animar a los/as niños/as a escuchar a sus cuerpos y a las señales de hambre. Cuando los/as niños/as escuchan a sus cuerpos, es más probable que coman cantidades adecuadas de alimentos, de acuerdo a lo que sus cuerpos necesitan.  

¿Qué más quieres saber sobre las porciones estándar y las porciones servidas? ¿Te resultaron útiles estos consejos? ¡Háznoslo saber en los comentarios!